La hipertextualidad es un tema relativamente nuevo, esto consiste en un texto que está escrito dentro de otro texto, es decir un hipertexto, esto despierta una necesidad de tipo estético y comunicativo, ¿cómo escribir un hipertexto?, debe haber una articulación perfecta entre todos los textos contenidos. Pero deberíamos más bien es hablar de un hipermedia narrativo, ya que este sugiere mas la integración de diferentes   profesiones, como  lo son los escritores con dibujantes, arquitectos, programadores, diseñadores, técnicos audiovisuales, etc.

Esto nos llevaría a un abandono del rol  tradicional de escritor,  nos plantea Jaime Alejandro Rodríguez Ruiz y nos lleva a explorar y ser más abiertos a la integración artística y técnica tanto por el escritor, como por el lector. Se empieza a configurar un cambio radical en torno a las visiones sobre el proceso de las lecturas, esta ha dejado de convertirse en un acto pasivo para convertirse en un acto activo[1].

La hipermedia es estar dispuesto a navegar por el texto, a interactuar y deleitarse con él, dice Jaime Rodríguez, esa navegación nos permite que seamos nosotros quienes decidamos el orden de la obra, que queremos que le pase a los protagonistas, cuál será su final.

Vale la pena preguntarnos entonces si ¿puede hablarse de una estética digital? si, solo que esta no es nunca una experiencia estética única, porque es lo que hace que sea tan vital, ese orden desconocido, como en Gabriella infinita donde nosotros decidimos el escenario que ahora leeremos, entonces ¿puede hablarse de un nuevo orden visual? Claro, un orden que en si es desorden, porque somos nosotros quienes decidimos, y donde hay una cocreación de mano del escritor y del lector, como dice Jaime Rodríguez, mientras la narrativa analógica organiza y desarrolla formas, y asigna y desarrolla sujetos,  la narrativa digital, libera las partículas y la hace comunicar a través de envolturas de formas y sujetos, se convierte en el proceso del deseo. El contenido ya no solo llega a través de letras sino también por un video, una imagen, una edición electrónica.

Ya no solo hablamos de un solo orden o de una sola estética, si no de infinidades de experiencias, de un orden diferente, de una estética digital, de un hipermedia narrativo, en donde las nuevas tecnologías juegan un papel mu e importante, casi que imprescindible.


[1] El hipermedia narrativo, Jaime Alejandro Rodríguez Ruiz

BIBLIOGRAFIA

El hipermedia narrativo, Jaime Alejandro Rodríguez Ruiz.

Anuncios